joomla templates

Entrevista François-Henri PINAULT - Presidente de PPR, Patrocinador oficial del documental

¿Qué le ha llevado a patrocinar este proyecto en particular?

Nuestro planeta va mal y todos tenemos el deber de reaccionar. Como parte del problema y como líder mundial, nuestra compañía tiene que dar ejemplo, y por eso desde hace ya más de diez años, PPR forma parte de esta iniciativa medioambiental y social. En cuanto conocí a Luc Besson y a Yann Arthus-Bertrand decidí asociarme con ellos y su ambicioso proyecto (un proyecto a la altura de una compañía como la nuestra) y de implicar a PPR. No es hora de quejarse, es hora de actuar y Yann es un hombre extremadamente dinámico. Es al mismo tiempo un empresario del medio ambiente y un artista: la ambición de Home  se apoya evidentemente en las magníficas imágenes de Yann, pero también en la difusión de la película, una gran primicia en la historia del cine y del medio ambiente. Gracias a las infraestructuras  de EuropaCorp, la productora de Luc Besson, la película de Yann se difundirá a escala mundial de forma gratuita en todo tipo de soportes. Esta doble gestión la que me convenció a unirme a ellos.

¿Cómo se manifiesta su patrocinio en este documental?

En primer lugar, se trata de una contribución económica a la producción del documental -10 millones de euros en tres años- para facilitar precisamente la gratuidad de la cinta pero no sólo eso: es además y ante todo una movilización general de todas las ramificaciones y las marcas del grupo así como la implicación de nuestros 90.000 colaboradores en los objetivos del documental. Si a esto añadimos sus familias y sus allegados, son más de 300.000 mil individuos a los que podremos sensibilizar directamente.
De forma más general, ¿cómo se compromete su empresa con el desarrollo sostenible?
El compromiso de PPR en materia de responsabilidad medioambiental y social se remonta a más de 10 de años, con la creación de la primera carta ética en 1996. En 2005 se difundió un código de conducta mercantil en el que se definían los principios éticos de PPR  al conjunto de nuestros colaboradores. Cada una de nuestras marcas también desarrolla acciones de solidaridad con respecto a su actividad, en particular a través de la asociación SolidarCité: CFAO en la lucha contra el SIDA, Fnac contra el analfabetismo, Conforama en colaboración con Secours Populaire, Gucci con Unicef, etc. En 2007 superamos  una nueva etapa con la creación de la Dirección de la responsabilidad social y medioambiental a la escala del grupo PPR, que está bajo mi supervisión.  Es algo único para una compañía del CAC 40 (equivalente francés del IBEX35), y esto nos permitió desarrollar programas ambiciosos de acciones en el campo medioambiental y social: Entre los siete programas actuales destacamos por ejemplo el respeto al medio ambiente ligado a los transportes, que usamos mucho, o la reducción del impacto ambiental de nuestros establecimientos.

¿ Que le responde a aquéllos que juzgan su compromiso de paradójico respecto al impacto medioambiental generado por un grupo tan importante como el suyo?

Siempre se ponen excusas para no reaccionar. Nuestro papel como empresa es doble: mejorarnos a nosotros mismos, y fomentar la concienciación de los demás. Nos criticarán  por el patrocinar este documental, no importa: lo importante es que esta película se haga, y que se difunda al mayor número posible de personas. Tenemos la ambición, junto con Luc y Yann,  de que llegue por lo menos a 100 millones de personas en todo el planeta, confío que la cifra sea superior. No tengo ningún interés al respecto: si las empresas como la nuestra no se comprometen, no veo cómo se puede esperar salir de esta situación. Es una responsabilidad vital tanto para las empresas como para los individuos. La crítica pasa a un segundo plano, yo hago lo que tengo que hacer.

¿ Qué espera que la película provoque en el público?

Una concienciación vinculada a la fuerza de convicción y a la emoción creada por las imágenes de Yann Arthus-Bertrand. Teniendo en cuenta el éxito del libro La Tierra vista desde el cielo, el grado de sensibilización del público en cuanto al estado del planeta y a la necesidad de actuar de forma individual y colectiva será excepcional. La idea es procurar que la gente se mueva.


www.ppr.com